Mente Extendida

El Blog de Laura Sastre

Optima infinito

Un caso de éxito del sistema GTD®

| tiempo de lectura 3:44'
Un caso de éxito del sistema GTD®

Hoy te quiero contar un caso de éxito del sistema GTD®, en concreto, mi experiencia personal con el uso de la metodología. Soy consciente de que no siempre es suficiente, para alguien que la desconoce, visualizar o dar forma a las grandes ventajas de utilizar GTD®. 

Porque va más allá de un simple conocimiento; es una forma de ser, de estar y de hacer en tu vida personal y profesional. Por eso quiero contarte cómo GTD® me ayudó a llevar a cabo uno de los mayores retos a los que te puedes enfrentar a lo largo de la vida: una mudanza internacional.

Todos mis amistades me decían eso de «¿otra mudanza? La haces con la gorra». Conocedoras de que era mi enésimo traslado en el extranjero en siete años, obviando que todas son igualmente estresantes. 

A esta nueva mudanza se sumaba mi trabajo en la universidad, mi incorporación en la Red OPTIMA LAB y mi certificación como GTD® Master Trainer. Por ello bien podría titularse este post «Cómo sobrevivir en este mundo y no morir en el intento» en el personaje de Carmen Maura al borde de un ataque de nervios.

En realidad lo estaba viviendo sin ilusión, no quería oír hablar de Miami. Tenía tantos frentes abiertos en mi vida personal y profesional que el proyecto «Move to Miami» no me provocaba entusiasmo alguno. Algo inusual en mí.

Si tienes dudas sobre los proyectos, te recomiendo que leas el post de José Miguel Bolívar donde te explica que un proyecto es simplemente «un recordatorio de algo que quieres conseguir». Lo que NO puedes hacer es «caer en la tentación de clasificarlos por criterios subjetivos». Algo que me resultaría útil meses después.

Los primeros pasos se dieron en Ámsterdam durante mi certificación de GTD®. Aproveché la circunstancia de estar acompañada por el propio David Allen para practicar con el gran proyecto «Move to Miami», lo cual resultó ser también de gran utilidad para ganar algo de enfoque. Supongo que es algo que recordaré siempre y podré escribir en mis memorias 😉

Empecé a redactar proyectos más concretos al «Move to Miami» que pasaban por «Tengo mi nuevo hogar», «Me he comprado un coche» o «Tengo mi visado para trabajar en Estados Unidos». O incluso banalidades como «He abierto una cuenta corriente» y «Tengo mi seguro médico activado». En un mundo desconocido, cualquier trámite como tener un nuevo número de teléfono o sacarte el permiso de conducir puede ser una auténtica odisea.

Pero seguía sin ilusionarme el proyecto de mudarme. Así que eché mano de los consejos de Paz Garde, quien me había enseñado meses antes a realizar una Planificación Natural de Proyectos (PNP en lo sucesivo) en busca de mi propósito y del resultado deseado. Visualicé el mejor y el peor escenario posible, me pregunté los «para qué» y realicé una lluvia de ideas. Las organicé e identifiqué las siguientes acciones. Y así fue como pronto volvió la ilusión por este nuevo reto vital.

Si quieres saber cómo realizar una PNP, no te pierdas la sesión guiada de Paz en este episodio de «Aprendiendo GTD®».

Gracias a la PNP y a mi sistema GTD® empezaron a tomar forma múltiples proyectos y siguientes acciones, como el tema clave de la mudanza: hacer cajas. Esta vez no las dejaría para el último momento, sino que iría a caja por día y sin estrés. 

El resultado fue que mi marido y yo (de quien a estas alturas ya sabes que también es getedero) fuimos haciendo lo que tenía más sentido hacer en cada momento. Toda nuestra vida en 19 cajas con un «packing list» que jamás se ha visto en aduanas.

Me ayudó tener un checklist lleno de tareas diarias para ir haciendo a poquitos y sin agobios para garantizar que nada se me pasara por alto. El material de apoyo pertinente de cada proyecto para alcanzar la excelencia nunca vista en una mudanza; y de paso, echando mano de la previsión y no tanto de la planificación. Otra cosa que me ayudó fue crear el contexto @Next time in Miami con todas esas acciones de cosas que hacer al llegar para no perder el enfoque.

Por supuesto, la revisión sistemática de mi sistema para mantenerlo completo, accionable y actualizado en todo momento —más la PNP— fue fundamental para conseguir resultados que a priori me parecían imposibles de alcanzar.

Las siguientes acciones se convirtieron en fichas de dominó que fueron cayendo sin que me diera cuenta, sin gran esfuerzo, bajo control y sin estrés. Todo fluía, sin contracturas y durmiendo a pierna suelta.

Gracias a GTD® podemos contar —y hablo en nombre de los dos— un caso de éxito del sistema. GTD® impidió perder los resultados de vista y mantener a lo largo del tiempo todos nuestros proyectos bajo control. 

Lo más gratificante fue que a las tres semanas de llegar a Miami estábamos en nuestro nuevo apartamento, amueblado por nosotros; incluso con algunas plantas. Con el coche delante de la puerta y con su seguro. Además de una cuenta bancaria abierta y los interminables trámites burocráticos realizados, que no son pocos. 

Todo un logro si lo comparo con experiencias anteriores. Y lo mejor de todo, es que lo conseguimos sin una pizca de estrés. Porque todo fluye con GTD®.

 

Comentarios

Helga avatar
Helga


Muy inspirador, Laura!. Grandes retos los que tenías por delante y creo que los has superado con matrícula de honor. Un buen ejemplo de cómo GTD puede beneficiar en todos los ámbitos de nuestra vida. Enhorabuena! 👏👏

Laura Sastre avatar
Laura Sastre


Hola Helga, tú que sabes de mudanzas internacionales ¡qué diferencia antes/después de GTD®! Te lo comento por si afrontas otra...

Besos,
Laura.

Helga avatar
Helga


De mudanzas internacionales y nacionales!! Pero si se diera una próxima vez, me acordaré de este post. Aunque mejor me lo guardo en mi material de referencia... 😅🙈

Laura Sastre avatar
Laura Sastre


¡Jajajajajajaja!
Ahí le has dado.

Paz Garde avatar
Paz Garde


Muchas gracias, Laura:
Eres un ejemplo de generosidad.
Me encanta que formes parte de este proyecto que construimos entre todos. Creo que tus aportaciones en lo personal y en lo profesional han sido maravillosas desde el principio y cada día se hacen más visibles.
Besos,
Paz

Laura Sastre avatar
Laura Sastre


Muchas gracias Paz, por tus palabras y por haberme llevado de la mano en un maravilloso «onboarding» que se me hizo corto ;)
No puedo tener mayor satisfacción personal que saber que aporto algo a este proyecto, hace que todo el esfuerzo valga la pena.
Besos,
Laura.

Todo el contenido de Mente Extendida, el Blog de Laura Sastre, está bajo una Licencia Creative Commons 4.0 Internacional (Reconocimiento - Compartir bajo la misma Licencia).

2019-2020 Laura Sastre - Algunos derechos reservados

Ir al contenido